Artículos

Imprimir

Apuntes sobre la Tuna de la Universidad Javeriana de Bogotá de mediados del siglo XX

Valoración del Usuario:  / 2
MaloBueno 

 

Félix O. Martín Sárraga. Investigación personal. 2014-2016.


Jorge Villamil CordovesLa suerte quiso que un día de 2012 encontrara una referencia de Silva Vargas en la biografía de Jorge Villamil Cordovéz que comentaba que dicho afamado cirujano ortopédico y compositor colombiano, durante el periodo en que cursaba sus estudios de Medicina en la Universidad Javeriana, organizó en su seno una “tuna estudiantil” que sobresalía por su “alegre interpretación de coplas sobre festejos campesinos, gentes de regiones ignotas y paisajes desconocidos”. Guardé el dato y continué investigando.

A principios de 2016 hallé un artículo firmado por Carol Malaver en el que, hablando del entorno de los años 1955-56, reflejaba:

«....no hay mujer que habitara en la Bogotá de antaño que no cuente nostálgica esas repentinas serenatas. Gladys recuerda la primera vez que alguien la hizo asomarse a la ventana. Tenía 19 años cuando Guillermo París llegó con una estudiantina de la Javeriana».

logo - Universidad  Javeriana

Con este punto de partida, y ante el resultado negativo de la búsqueda realizada en 2015 en los ejemplares del periódico El Tiempo que tiene la Hemeroteca de la Biblioteca Luís Ángel Arango de Bogotá, comenzaron las investigaciones por varias vías:

a) Contactar directamente con Vicente Silva Vargas, biógrafo de Jorge Villamil Cordovéz para ahondar en esta parcela de su biografía.

b) Contactar directamente con Carol Malaver para conocer más datos y determinar el papel del mencionado Guillermo París en la estudiantina javeriana que cita.

c) Contactar con profesores de Jorge Villamil Cordovéz para conocer su testimonio.

d) Contactar con Mª Teresa Lafaurie Villamil, sobrina de Jorge Villamil y compañera de Javier Duque Borrero (tuno javeriano), así como con Jorge Villamil hijo.

e) Entrevistar al Padre Alberto Gutiérrez Jaramillo, quien fuera Vicedecano de Medio Universitario en la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá y siempre acogiera con cariño el movimiento de las Tunas en dicha Casa de Estudios.

f) Entrevistar a amistades del Maestro Villamil.

g) Buscar en otras fuentes.

Las llamadas telefónicas y/o correos electrónicos dirigidos a las personas antes señaladas ha dado los siguientes resultados:

a) En la primera línea de trabajo Silva Vargas afirmó que en una de sus grabaciones de finales del siglo XX con el maestro Villamil él hablaba de su ingreso a la Universidad Javeriana y del ambiente musical que allí había entonces, que le habló de la "Tuna o Estudiantina Javeriana", pero no recuerda la frase textual. Desde entonces le solicite copia de dicha grabación que, por sus ocupaciones no ha podido buscar. Dicho investigador también resaltó que Villamil entonces formó parte del Grupo Alma, integrado por estudiantes de la Javeriana, dato por él publicado en una de las ediciones de su libro, y aportó también el siguiente comentario sobre el Huila, de donde era oriundo Villamil:

«Las agrupaciones musicales de campesinos se llamaban "tunas". Estos grupos, sin ninguna formación musical, empíricos, tocaban la música folclórica y a sus toques o visitas a las haciendas de los terratenientes que financiaban las fiestas los llamaban "tunar" y ellos no eran músicos si no "tunantes". Incluso, el propio Villamil en uno de sus rajaleñas [ritmo típico del Huila que consiste en coplas y un ritmo abambucado], habla del tema y la presencia de estos personajes:

 

Mi convidan a tunar

¿dónde diablos?

A la mata...».

Puestos a buscar sobre estas "tunas" Herrera Molina publica en "Jorge Villamil Cordovez, música y poesía" que abrían las fiestas de San Juan con una serenata las tunas de cada región: Anaconia, El Candado, Vegalarga. "Cada tuna traía si jigra de bizcochuelos y mistela, voladores y taitapuros". Todo confirma que se conocía entonces como "tunas" a grupos de serenateros en la tierra natal del ilustre compositor, que nada tienen que ver con las Tunas Académicas que actualmente conocemos.

Con estos antecedentes y la existencia de alguna canción que habla de estos personajes, parece derivarse que, referente a esa palabra que Villamil, como refiere Silva Vargas, “la utilizaba mucho y la recordaba porque las tunas campesinas fueron decisivas en su apego a la música”, expresión muy probablemente en referencia a las Estudiantinas colombianas previas a la aparición de las primeras Tunas Universitarias en el país, que se centraron básicamente en interpretar piezas populares.

También me facilitó el diploma y orla de fin de carrera del Maestro Villamil, de especial importancia porque cuando fui personalmente al Archivo Histórico Javeriano en 2015 me dijeron, tras consultar por su nombre en la lista de egresados, "que no tenían constancia de que estudiara Medicina". En correo electrónico de 19 de octubre de 2016 Gina Mª Zanella Adarme, historiadora del Archivo Histórico Javeriano, me comunicó que el único Jorge Villamil graduado de Medicina en 1958 tenía por segundo apellido Ordoñez, no Cordobez, pero del que nosotros hablamos terminó la carrera en 1954 (año -al parecer- no verificado por ella) y su especialidad en 1958. Le facilitamos la imagen de su dipploma y orla de 1954 para ver si con ello la citada investigadora tuviera mejor suerte en su búsqueda.

Jorge Villamil Cordoves - titulo y orla de Medicina

b) La segunda vía de investigación no aportó luces al tema pues Carol Malaver no recordaba más datos ya que su artículo “era viejo”, refiriéndome que contactara con Hernando Hoyos por si conociera algo del tema. Esta vía de investigación no ha dado frutos.

c) En la tercera vía de trabajo no hemos hallado un sólo profesor vivo del Maestro Villamil.

d) En lo referente a la cuarta vía no hemos podido contactar con la sobrina del Maestro Villamil pero si con su hijo quien, si bien no ha podido afirmar que su padre formara parte de la citada Tuna Javeriana, comentó que “al parecer, en la Facultad de Derecho tenían conocimiento de una agrupación musical de la Javeriana en las fechas que menciona”.

Padre Gutierreze) No siendo fácil localizarlo desde España, fue la entrevista al Padre Gutiérrez, Ex Vicerrector de Asuntos Estudiantiles de la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá durante la década de 1960, concertada para el 14 de octubre en Bogotá la más reveladora de todas las fuentes (foto de la derecha).  No sólo nos aportó el primer documento escrito (Jorge Villamil Cordovez, música y poesía) que señala que el propio Jorge Villamil refiere que terminó Medicina en 1954 y la especialidad en 1958 sino que reconoce que al integrarse en esos años "en un grupo musical" fue allí donde le "floreció la inspiración". No especifica que ese grupo fuera la Tuna pero el Padre Gutiérrez nos asegura que se refería a la Tuna de la Facultad de Derecho de la Universidad Javeriana de Bogotá porque lo contrastó con D. Fortunato Herrera Molina, autor de esa obra que así se lo manifestó y que le dijo que no puso tuna porque entonces no se conocían en Colombia (dato aportado en la entrevista, cuyo vídeo que confiamos poder compartir en breve). Se convierte, por tanto, en la primera tuna estudiantil del país que obtuvo a mediados de la década de 1940 el permiso del Rector para crearse tras consultar personalmente en que consistían las Tunas Universitarias en una visita a Salamanca. En dicha entrevista, de más de una hora, este sacertote nos comenta numerosos detalles tanto de esta primera Tuna Universitaria americana como de otros relativos a la Tuna Femenina Javeriana, primera agrupación universitaria de señoritas que tuvo un periodo de existencia previa amenizando misas y actos académicos antes de obtener el permiso oficial de su Casa de Estudios para denominarse Tuna en 1971.

f) La entrevista telefónica realizada el 19 de abril de 2016 al Dr. Germán Gastelbondo Vasquez, neurocirujano y amigo íntimo del Maestro Villamil, confirmó que en los años 1950-1955 existía una Tuna Javeriana que “era antiquísima” pero que "Villamil nunca la fundó ni perteneció a ella", así como que desconocía la existencia de agrupaciones musicales de campesinos del Hulia llamadas "tunas".

Gracias a la gestión de Jaime Martínez, pude entrevistar en Bogotá a Oscar Javier Ferreira, amigo personal de Jorge Villamil quién me aseguró que le dijo que había pertenecido a la Tuna Javeriana durante los años en que estudió Medicina en dicha Universidad (que ahora sabemos que fue desde 1948 a 1954). Por ello, sabiendo por diversas fuentes que terminó la especialidad en 1958, su incorporación a la misma debió tener lugar en algún momento entre  1948 y 1954 sin descartar la posibilidad que pudiera haber existiendo la Tuna más allá de ese rango de años y que Villamil pudiera ocasionalmente salir con ella hasta finalizar su especialidad en 1958.

Por conducto de la misma persona pude contactar en la capital colombiana con Víctor Manuel García, Coordinador Cultural de la Asociación de Autores y Compositores de Colombia (SAYCO) quien me comentó que "la biografía de la referencia es bastante seria y cree que lo de la vinculación del maestro Villamil a la tuna debe ser cierta", añadiendo "fui muy amigo del maestro y dentro de sus incontables anécdotas, cuando le comenté que yo le había escrito el tema de presentación a la Universidad Central, él me comentó que había hecho parte de una tuna universitaria pero no recuerdo el nombre de la misma".

g) La búsqueda en los archivos del Patrimonio Fílmico Colombiano no ha aportado dato alguno.

Hasta el presente cinco testimonios (tres de ellos de amistades del Maestro Villamil) coinciden en que existió una Tuna Javeriana en la Facultad de Derecho de Bogotá, al menos durante el periodo de 1948 a 1954. Desconocemos la fecha de su aparición, sólo que ello aconteció tras el viaje del Rector de la Universidad Javeriana a Salamanca, dato que seguimos buscando por conducto del Padre Gutiérrez. Todo señala que esta Tuna Javeriana fue la primera Tuna Universitaria fundada en el Nuevo Mundo y que fue previa a la actual, con la que no tiene demostrada continuidad temporal.

__________

Documentos de Jorge Villamil Cordovéz:

Vicente Silva Vargas. Facilitados por correo electrónico el 30-11-2015.

Fuentes:

Alberto Gutiérrez Jaramillo, sacerdote jesuita. Entrevista personal realizada el 14-10-16.

Fortunato Herrera Molina, sacerdote jesuita. Jorge Villamil Cordovez, música y poesía. Fundación Tierra de Promisión. Editora Surcolombiana, S.A. Segunda edición. 2008.

Germán Gastelbondo Vasquez. Entrevista telefónica el 19 de abril de 2016.

Oscar Javier Ferreira, ex directivo (Secretario y Relaciones Públicas en de 1983-94) de SAYCO, Sociedad de Autores y Compositores Colombianos, y amigo personal de Jorge Villamil Cordovez. Entrevista el 12-10-16.

Vicente Silva Vargas. Jorge Villamil Cordovéz. Biblioteca Virtual del Banco de la República. 15-12-2004. Visto el 17-01-2012

Vicente Silva Vargas. Entrevistas mantenidas por correspondencia los días 29-11-15, 30-11-15, 03-12-15, 04-12-15.

Carol Malaver. Las antiguas serenatas se ponen de moda. El Tiempo. 15-09-2012. Llamada telefónica el 22 de abril de 2016.

Víctor Manuel García. Coordinador Cultural de la Asociación de Autores y Compositores de Colombia (SAYCO). Correspondencia de los días 12 y 13 de octubre de 2016.

Jorge Villamil, hijo. Entrevistas por correspondencia los días 12 al 14 de octubre de 2016.

Fundación Patrimonio Fílmico Colombiano. Búsqueda realizada el 14-10-16.


 Publicación: 02/10/16          Actualización: 21/10/16